3:04 am

Sentado en media calle me gusta ver los techos, todas esas sombras. 

Con noches iluminadas solamente por el reflejo de la luna, entre tanta obscuridad hay movimientos.

Sombras moviéndose de lugar. Algo raro, sin viento, pero los árboles se mueven, las sombras se mueven. Me siguen con su mirada, o al menos eso parece. Sombras cada vez más cerca de mí. No logro ver la luna, pero está ilumina la noche desde su escondite. 

Perdido pensando, escuchando las sombras moverse con cada palabra que escribo las siento más y más cercanas. 

Escribí algo. Algo que me gusto:

“Una reflexión sobre mi vida romántica”

Intente la honestidad para esos vacíos ojos húmedos. 

La silenciosa tortura en tus promesas antes de tus turbias fantasías fue lo que mató nuestro amor. 

Me siento solo. 

Me sentiré solo por siempre,

Algo a lo que estoy acostumbrado. 

Estaré solo por siempre.

Ya estoy acostumbrado.

Llega la noche y no me hago a la idea, solo por siempre, ¿estoy acostumbrado?

Estaré solo por siempre. 

Ya me acostumbré a la idea, excepto por esas noches de llantos, poemas y cantos.

Algo dentro de mí me dice que en este momento 3:07 am. No estoy solo en esta obscuridad.

 

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s